Triunfo de los trabajadores

Sindicales y Territorio
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

El PC y la FJC de Mar Del Plata, en conjunto con otros espacios políticos y sociales, impidieron el desalojo de los catorce trabajadores de la confitería Boston que desde hace 209 días vienen tomando el local, en defensa de sus fuentes de trabajo.

“Pudimos lograr esto gracias a la unidad” aseveró Marcelo Ulloa, de prensa y difusión del PC de Mar del Plata.

Además, en el lugar se encontraban familiares del los tripulantes del Rigel, la concejal Fernanda Raverta y la diputada Marina Santoro, ambas de Unidad Ciudadana.

Se vivieron horas de tensión en las puertas de la confitería ubicada en Urquiza y La Costa, cuando se acercó un representante del poder judicial para informarles a los trabajadores.

Sin embargo, les negaron la entrada, y la jueza ordenó que se siga adelante con el desalojo. “Nuestra decisión fue quedarse a impedir que la policía entre a sacar a los trabajadores”, contaba Ulloa.

Posteriormente, el oficial a cargo aseguró que el desalojo no se llevaría adelante. “En ese momento quiénes estábamos en el lugar explotamos de alegría y nos abrazamos con los trabajadores, porque la lucha y la unidad habían rendido sus frutos”, sostuvo el responsable de prensa del PC Mar Platense.

La confitería Boston fue fundada en 1958 y se hizo famosa por sus medialunas y pastelería y llegó a tener 6 locales, cuando fue adquirida por un empresario austríaco y dos marplatenses en 2016, quienes prometieron inversiones para abrir sucursales.

En enero de 2018, comenzaron a cerrar sucursales y a pagar los sueldos en cuotas, hasta que en abril pasado, dejaron de pagar los sueldos y comenzaron a echar empleados sin pagar sus respectivas indemnizaciones, hasta llegar a la situación actual. Asimismo, se conoció que los nuevos dueños se harán cargo de los trabajadores y que el local siga funcionando.

En ese sentido, Ulloa apuntó contra la política económica del gobierno de Macri y describió la realidad de Mar del Plata. “La ciudad está como el resto del país, muy golpeada por las políticas de este gobierno, no solo el puerto y el sector textil, por las importaciones, pero es insostenible con la caída del consumo y las subas de las tarifas”, recalcó el militante del PC.

Sin embargo, fue claro cuando aseveró que “el PC marplatense está en todos los frentes, apoyando a los padres de Lucía Pérez para que se haga justicia, con los tripulantes del Rigel y con los trabajadores que día a día sufren las políticas de este gobierno”.