Con el sello del Libertador

Sindicales y Territorio
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

 Movimientos sociales reclamaron “un Estado activo que cobre impuestos a las grandes fortunas y priorice los intereses de los más necesitados de la Patria”.

“Por una Patria Libre y Soberana”, lleva por título el documento difundido ayer por alrededor de 140 organizaciones sindicales, políticas y sociales entre las que está el MTL, en el que se insta a “profundizar camino de soberanía”, para lo que se señala que es preciso “un Estado activo que cobre impuestos a las grandes fortunas y priorice los intereses de los más necesitados de la Patria”.
El documento suscripto por el amplio abanico de organizaciones nucleadas en el Manifiesto Nacional por la Soberanía, el Trabajo y la Producción, fue dado a conocer en coincidencia con la conmemoración del 170 aniversario del fallecimiento de José de San Martín, cuya gesta patriótica destaca y vincula a “la voluntad del pueblo por unirse y vencer en las urnas al neoliberalismo”, en alusión al resultado electoral de 2015.
Además de su difusión por redes sociales, el documento fue leído ayer por la mañana durante un acto celebrado en Plaza San Martín, en el barrio de Retiro.
Ahí, los representantes de las organizaciones presentes, coincidieron a la hora de fustigar a las políticas implementadas durante la Presidencia Macri, al tiempo que solicitaron que el Congreso trate y apruebe el proyecto presentado por Carlos Heller que busca establecer, por única vez, un gravamen a aquellas personas físicas cuyos bienes personales estén declarados por más de doscientos millones de pesos o el equivalente a tres millones de dólares.
Al respecto, el documento señala que es necesario “un mayor nivel de participación de las organizaciones del pueblo en la definición de las políticas públicas e insistieron en imponer impuestos a las grandes fortunas”.
Y, tras destacar que el Estado debe priorizar “a los sectores más vulnerables”, se hizo hincapié en que es preciso “profundizar el camino para reafirmar los valores de soberanía e independencia”, para así “lograr una Patria libre y soberana” en un contexto en el que comienza la negociación por la reestructuración de deuda con el FMI.
“Es indispensable impedir cualquier tipo de condicionamiento o de imposición de ajustes fiscales que atenten contra la necesidad de fortalecer el rol del Estado en el desarrollo de las actividades productivas, fiscales, monetarias y financieras, alimentarias y energéticas”, advierte al respecto la declaración.
El acto honró al Libertador, quien al hacerse cargo de la gobernación de Cuyo, en agosto de 1814, estableció un impuesto de cuatro reales por cada mil pesos de capital individual, de acuerdo a lo que constaba en cada declaración jurada presentada en el Cabildo. Durante el segundo semestre de 1815, este impuesto representó un ingreso fiscal de 13.431 pesos que fueron fundamentales para solventar parte del esfuerzo que la lucha por la independencia requería.
Por supuesto que las élites locales pusieron el grito en el cielo y, entre otras cosas, tildaron a San Martín de tirano. Esos gritos llegaron hasta Buenos Aires donde encontraron eco. Poco después San Martín fue acusado por “traición a la Patria” por Bernardino Rivadavia y por el entonces director del periódico Gaceta de Buenos Aires, Julián Álvarez.