Sidebar

[Offcanvas] Navegación superior

15
Sáb, Jun
86 New Articles

DDHH
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

Así definió el abogado Pedro Dinani al avance que registra la causa que investiga los delitos perpetrados en la órbita del Primer Cuerpo de Ejército, a cargo del juez federal Daniel Rafecas.

“La militancia de la Liga fue un actor fundamental para la apertura de los juicios”, recalcó el abogado de la Liga Argentina por los Derechos Humanos (Ladh), Pedro Dinani, ante la elevación a juicio de once represores que integraron la Fuerza Aérea y estuvieron vinculados a la Mansión Seré y a las brigadas que funcionaron como campos de concentración durante la última dictadura.
La causa a cargo del juez federal Daniel Rafecas, involucra también a policías que actuaron en el centro clandestino conocido como Cuatrerismo o Protobanco, que ya funcionaba antes del golpe de Estado de 1976.
Vale citar que desde que Rafecas se hizo cargo del juzgado federal 3, investigó 43 centros clandestinos que funcionaron bajo la órbita del Primer Cuerpo de Ejército y, antes de que comenzara la feria, envió a juicio a seis represores que operaron en la Subzona 16, que incluyó a los partidos de Merlo, Morón y Moreno.
El principal centro clandestino de esa zona fue Mansión Seré que estuvo operativo entre 1976 y 1977. De acuerdo a la resolución de Rafecas, queda constancia de que existió un circuito represivo en la zona y “Mansión Seré constituyó, sin dudas, el lugar de destino más destacado e importante de dicho circuito represivo, ello debido a la cantidad de víctimas que pasaron por él, los tiempos de cautiverio registrados, la crueldad de las torturas aplicadas en forma sistemática, como así también debido a que éste era el único recinto cuya concepción y existencia fue clandestino de un modo absoluto hasta su apresurado desmantelamiento”.
Al respecto, Dinani recalcó que la Ladh y el Partido Comunista “tuvieron la decisión de involucrarse institucionalmente, por lo que fuimos reconocidos como querellantes en diversas causas”.
Y, en este contexto, el abogado que intervino en otros tramos de esta causa, hizo hincapié en que “la causa de Mansión Seré nos toca muy de cerca porque en toda esa zona, muchos camaradas fueron objeto de una represión salvaje”.
La elevación a juicio comprende delitos perpetrados contra 127 víctimas y abarca a seis represores, entre ellos, Alejandro Noel Lazo, Juan Carlos Herrera y José Juan Zyska que integraban la Brigada Aérea del Palomar y ahora deben responder por secuestros y tormentos que se cometieron dentro de la Mansión Seré.
Otro que tienen que sentarse en el banquillo son Ernesto Rafael Lynch, Julio César Leston y Arturo Rafael Giménez. Casi todos son octogenarios y, en este tramo, también debió ser elevado a juicio el capitán de la Fuerza Aérea Juan Manuel Taboada, pero falleció en noviembre de 2020.