Sidebar

[Offcanvas] Navegación superior

24
Vie, May
92 New Articles

DDHH
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

Una mujer policía murió por un disparo en el rostro  que hizo su novio en Cañuelas. El asesino también pertenece a la fuerza.

En un marco, donde hay un gobierno que avala el libre uso de armas por parte de las fuerzas represivas, ocurren cosas como estas.

La víctima es Romina Ugarte, tenía 26 años. El crimen sucedió en el barrio Libertad. Resultó aprehendido su pareja, un joven de 19 años, Nicolás Agüero, quien estaba asignado al Operativo Sol. Secuestraron las armas reglamentarias de la pareja. El hecho quedó caratulado como homicidio agravado.

Ya son 9 femicidios en lo que va del 2019. Cabe destacar, que se conoció que Romina estaba estudiando enfermería porque ya no quería pertenecerla a la fuerza.

En este sentido, es una muestra más de que ingresan personas a las fuerzas de seguridad que no tienen acompañamiento y perfil psicológico compatible. Pero lo más relevante es, que ya con solo seis meses de preparación, salen a la calle con un arma.

Mario Micheli, secretario adjunto de la CTA Cañuelas-Lobos, aseguró que la ciudad se encuentra “conmocionada” por el asesinato de la chica. “Con 19 años ya estaba portando un arma, una locura”, expresó.

En esta línea, criticó fuertemente al Gobierno Nacional por “desmantelar los programas sobre violencia de género”, e hizo responsable a la Ministra de Seguridad, Patricia Bullrich por ser quien baja la línea de darle libertad a las fuerzas de seguridad.

Sin embargo, la edad del asesino se relaciona directamente con el contexto general, ya que ante la falta de oportunidades de trabajo y estudio que el mismo gobierno generó, muchos adolescentes ven el ingreso a las fuerzas de seguridad como una salida laboral fácil, donde en seis meses tienen el título, un sueldo y el arma “reglamentaria”.

Esto es algo que se debe replantear en el código penal, ya que actos como este ponen en riesgo a la ciudadanía en general.