Sidebar

[Offcanvas] Navegación superior

24
Vie, May
92 New Articles

Política
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

El Centro Salamanca de la Ciudad de Buenos Aires fue el epicentro de un amplio y concurrido acto político del Partido Comunista. Al celebrar sus 105 años desde su fundación, la militancia comunista renovó su compromiso por la liberación nacional y social del país y avisó que presentará batalla en este 2023 con el propósito de lograr una nueva unidad que detenga la ofensiva neoliberal y la inercia posibilista.

Una nutrida convocatoria en el centro de la Ciudad de Buenos Aires, tuvo lugar el viernes 6 de enero cuando el Partido Comunista celebró su 105 aniversario y convocó a redoblar esfuerzos para construir una fuerza política frentista y programática con el claro objetivo de enfrentar a la derecha y el imperialismo.

Al respecto, Mario Micheli, dirigente del Comité Central del PC y de la CTA de los Trabajadores, afirmó que “el acto fue relevante porque puso sobre la mesa las propuestas de los comunistas como así también las demandas que tenemos al interior del Frente de Todos en una coyuntura política muy compleja en nuestro país y en la región”.

Por su parte Mario Alderete, quien es Presidente del PC y dirigente de la Corriente Nacional Agustín Tosco, valoró que “la actividad sirvió para marcar objetivos políticos determinados en cuanto a la necesidad de transformar estructuralmente la economía de nuestro país, por eso la consigna del acto fue clara y concisa: unidad y lucha para la liberación nacional y social”.

La compleja coyuntura que atraviesa la Argentina es la agudización de una crisis que está lejos de ser coyuntural y que muestra los límites del capitalismo realmente existente en nuestro país. De ahí que, explicó Alderete, “las luchas del pueblo argentino tienen que estar asociadas a esta lucha general por la liberación nacional y social que significa derrotar al imperialismo yanqui y sus socios locales en Argentina y la región”.

Mientras que, en sintonía, Micheli sostuvo que “hay que construir un espacio que sea mucho más amplio que el Frente de Todos y que se genere un espacio que pueda enfrentar la poderosa articulación político social que muestra la derecha en todos los frentes: Poder Judicial, medios de comunicación, poder económico, etc”.

Así las cosas, Alderete no dudó en sentenciar que “la liberación nacional y social es el objetivo final que nos va a permitir efectivamente cambiar la situación que se vive en el país y que está en correspondencia con la situación complicada que se vive en todo el mundo”.

En ese sentido, hizo un llamado a tener presente -como lo atestigua la jornada de ayer en Brasil- que “el fascismo crece día a día no sólo en Europa, sino también en nuestro continente” y concluyó que “vivimos una época en la que se busca instalar ideas que si se ponen en práctica marcarán un retroceso para toda la humanidad”.

En tanto que Micheli destacó que “la forma de contrarrestar las iniciativas de la derecha y el imperialismo, es superando la dispersión y el aislamiento de las luchas y en ese sentido es que los comunistas insistimos con la unidad del pueblo y de sus organizaciones”.

En efecto, Alderete subrayó que “el Partido Comunista señala que hay que trabajar en la unidad del campo popular como único punto de partida para construir esa nueva organización social en el país, de características anticapitalistas”. Y añadió que se trata de una lucha nacional pero también internacional, “cargada de consecuencias geopolíticas y condicionada también por las mismas circunstancias”.

De ahí que, de cara a estos desafíos, hizo hincapié al valorar que “la vitalidad del Partido Comunista en estos 105 años de vida, agrega un profundo contenido revolucionario a las luchas del pueblo argentino”.