Sidebar

[Offcanvas] Navegación superior

20
Jue, Jun
91 New Articles

Mundo
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

La Cancillería venezolana precisó que las agresiones se producen en medio de una pandemia, desatendiendo el llamado de la Secretaría General de la ONU al cese de hostilidades en el mundo.

El gobierno venezolano, destaco que el secretario de Estado, Mike Pompeo y el enviado especial, Elliot Abrams, se ufanan de anunciar un inminente colapso en territorio bolivariano. Este ataque militar, que fuera repelido por la Guardia Nacional Bolivariana, con saldo de ocho muertos y dos detenidos del grupo agresor.
Según informó el presidente de la Asamblea Nacional Constituyente, Diosdado Cabello, "Uno de los detenidos es un narcotraficante, agente de la DEA, dicho por él mismo, agente de la DEA". Esta es la prueba clara de la injerencia Norteamericana del Gobierno de Trump en la acciones que las fuerzas imperialistas están ejecutando una vez más contra la nación venezolana.
El Ministerio del Poder Popular para Relaciones Exteriores de Venezuela dio a conocer hoy un comunicado donde denuncia ante la comunidad internacional una nueva agresión mercenaria y terrorista, organizada desde territorio de Colombia y planificada por agentes de los Estados Unidos, contra la paz, la democracia y la soberanía de Venezuela.
Este nuevo atentado, destaca el comunicado, se suma a la escalada de acciones agresivas y provocaciones organizadas por Estados Unidos contra Venezuela, todo ello se suma a la incesante oleada de declaraciones hostiles de altos funcionarios estadounidenses.
"La República Bolivariana de Venezuela responsabiliza a los gobiernos de Donald Trump e Iván Duque por las imprevisibles y peligrosas consecuencias de esta ola de provocaciones y agresiones mercenarias contra el pueblo venezolano", informan en el comunicado.
De igual forma, la Cancillería venezolana alerta al secretario general y al Consejo de Seguridad y a los demás órganos de Naciones Unidas sobre la escalada violatoria de varias resoluciones de los derechos humanos.
En este sentido, Venezuela alertó sobre el uso de mercenarios como medio para violar los derechos humanos y obstaculizar el ejercicio del derecho de los pueblos a la libre determinación